Con efectos desde el 1 de enero de 2014, el artículo 23 de la Ley 14/2013, de 27 de septiembre, de apoyo a los emprendedores y su internacionalización introduce el Régimen especial del criterio de caja en el Capítulo X del Título IX de la Ley 37/1992, de 28 de diciembre, del Impuesto sobre el Valor Añadido (art. 163 decies y sig.)

A continuación les explicamos brevemente este nuevo Régimen

 ¿En qué consiste este nuevo Régimen?

Este Régimen permite a ciertos empresarios y empresas a retrasar el devengo y la consiguiente declaración e ingreso del IVA repercutido hasta el momento del cobro de las facturas emitidas. Pero igualmente la deducción del IVA soportado en sus facturas recibidas se retrasa hasta el momento en que efectúe el pago (criterio de caja doble). Sin embargo, este retraso tiene una fecha límite que es la del 31 de diciembre del año inmediato posterior a aquel en que las operaciones se hayan efectuado.

En Resumen, el impuesto se devengará:

· En el momento del cobro total o parcial del precio por los importes efectivamente percibidos.

· El 31 de diciembre del año inmediato posterior a aquel en que se haya realizado la operación, si el cobro no se ha producido.

Y el derecho a la deducción nacerá:

· En el momento del pago total o parcial del precio por los importes efectivamente satisfechos

· El 31 de diciembre del año inmediato posterior a aquel en que se haya realizado la operación si el pago no se ha producido


¿Es optativo?

Sí. El régimen podrá aplicarse por los sujetos pasivos que cumplan los requisitos y opten por su aplicación en la correspondiente declaración censal.

La opción se entenderá prorrogada salvo renuncia. Esta renuncia tendrá una validez mínima de 3 años.

Sin embargo, en el caso de los sujetos pasivos no acogidos al régimen pero que sean destinatarios de las operaciones incluidas en el mismo, el derecho a la deducción de las cuotas soportadas por esas operaciones nacerá en el momento del pago total o parcial del precio por los importes efectivamente satisfechos, o bien el 31 de diciembre del año inmediato posterior a aquel en que se haya realizado la operación, si el pago no se ha producido.

Esto significa que es obligatorio en la deducción del IVA soportado, para el supuesto de que sus proveedores expresen en su factura que se acogen al IVA de Criterio de Caja.


¿Quién puede acogerse?

Podrán aplicar este régimen especial los sujetos pasivos del impuesto cuyo volumen de operaciones durante el año natural anterior no haya superado los 2.000.000 de euros. Para calcular esa cifra se deben sumar las operaciones según el devengo del IVA si no les hubiera sido de aplicación el régimen especial.

Se excluyen los sujetos pasivos cuyos cobros en efectivo respecto un mismo destinatario durante el año natural superen la cuantía de 100.000 euros.


¿Se puede aplicar este Régimen a todas las operaciones?

No. Se excluyen en concreto las siguientes operaciones:

a) Las acogidas a los regímenes especiales simplificado, de la agricultura, ganadería y pesca, del recargo de equivalencia, del oro de inversión, aplicable a los servicios prestados por vía electrónica y del grupo de entidades.

b) Las entregas de bienes exentas a las que se refieren los artículos 21, 22, 23, 24 y 25 de esta Ley (exportaciones y entregas intracomunitarias de bienes)

c) Las adquisiciones intracomunitarias de bienes.

d) Aquellas en las que el sujeto pasivo del impuesto sea el empresario o profesional para quien se realiza la operación conforme artículo 84.Uno.2º, 3º y 4º (supuestos de inversión del sujeto pasivo).

e) Las importaciones y las operaciones asimiladas a importaciones.

f) Aquellas a las que se refieren los artículos 9.1º y 12 (autoconsumos de bienes y servicios)


¿Qué obligaciones conlleva este nuevo Régimen?

Deberá acreditarse el momento del cobro, total o parcial, del precio de la operación. Así en el libro de facturas expedidas, se indicará la fecha o fechas de cobro parcial o total y la cuenta bancaria o el medio de cobro utilizado.

Deberá acreditarse el momento del pago total o parcial del precio de la operación. Igualmente en el libro de facturas recibidas, se indicará la fecha o fechas de pago parcial o total y el medio de pago.

Toda factura y sus copias expedidos por los sujetos pasivos que se apliquen este Régimen deberán hacer mención expresa de "régimen especial del criterio de caja". El plazo de expedición de la factura será en el momento de la realización salvo que el destinatario sea empresario o profesional.

Las operaciones en este Régimen debe anotarse en los libros registro en los plazos habituales, como si a dichas operaciones no se les hubiera aplicado dicho régimen especial, y posteriormente se completarán los datos cuando se efectúen los pagos y cobros.