Interposicion de sociedades: Inspecciones tributarias

Los tipos impositivos del IRPF son más elevados que los del Impuesto de Sociedades. En el Impuesto de Sociedades, la tributación sobre los beneficios es de un 25% y sin embargo en IRPF se tributa de manera progresiva, por lo que a partir de un nivel de renta fiscalmente puede ser más ventajoso facturar desde una sociedad.

Y este es el motivo por el que la Inspección tributaria viene persiguiendo a determinadas sociedades, publicando una nota informativa donde informa de sus criterios sobre interposición de sociedades por personas físicas.